La importancia del informe de lectura

Un informe de lectura realiza una valoración global acerca de las cualidades de un manuscrito para ser editado, teniendo en cuenta los parámetros con los que las editoriales y las agencias literarias evalúan las obras: argumento, personajes, calidad narrativa, ausencia de elementos necesarios, aparición de elementos innecesarios, puntos fuertes y débiles de la narración, originalidad e interés comercial y literario. Es lo más parecido a una extensa crítica literaria, con la diferencia que se realiza antes de que el texto sea publicado, lo que permite introducir las sugerencias emitidas en el informe de lectura. Y así poder mejorar el manuscrito. Lo considero algo de suma importancia. Porque la persona que desea ver editado su trabajo no debe obsesionarse con la publicación de una obra incipiente, inacabada o todavía no terminada en muchos casos.

Uno de los primeros clientes de DANIEL HEREDIA ASESORÍA LITERARIA fue el escritor Daniel Fopiani, que nos entregó a principios de año el manuscrito de su novela La carcoma para que realizáramos un informe de lectura. Tras presentárselo, mantener una intensa conversación con él y haber realizado Fopiani las correcciones necesarias para la mejora de su manuscrito, acaba de ganar con esta novela el premio València Nova 2017 de la Institució Alfons el Magnànim en la categoría de narrativa en castellano. El premio asciende a cinco mil euros y la publicación en la editorial Versátil para el próximo otoño.

Daniel Fopiani ha confesado en su muro de Facebook que “quizás lo que me ha guiado hasta aquí sea la humildad, las ganas de trabajar y hacerlo cada vez mejor, el afán de aprender, nunca creerme más ni mejor que nadie, y escribir, escribir y escribir”. William Faulkner fue cuestionado sobre cuál era la fórmula para ser un buen escritor: “Un noventa y nueve por ciento de TALENTO… un noventa y nueve por ciento de DISCIPLINA… y un noventa y nueve por ciento de TRABAJO. Nunca debe sentirse satisfecho con lo que hace. Nunca es tan bueno como puede serlo. Sueña siempre y apunta más alto de lo que sabes que puedes hacer. No te limites a ser mejor que tus contemporáneos o tus predecesores. Intenta ser mejor que tú mismo”.

Estas palabras, tanto las de Daniel Fopiani como las de William Faulkner, nos muestran sin duda el camino para mejorar y seguir dando los pasos necesarios para hacerlo mejor cada día. Y no lo olviden, un buen informe de lectura realizado por profesionales.

Enhorabuena, Daniel Fopiani.

http://www.elmundo.es/comunidad-valenciana/2017/06/15/5942b117e2704e29178b45be.html



Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies